San Pancracio de Roma: Santo Patrón de los Jóvenes

Si te interesa descubrir la fabulosa vida de San Pancracio, te invito a que continúes leyendo este artículo ya que aquí te estaremos hablando un poco de su vida y sus fabulosas oraciones para los jóvenes, esperamos sea de tu agrado.

SAN PANCRACIO

San Pancracio ¿quién fue?

En la actualidad no existe mucha información sobre la vida de San Pancracio, pero hasta los momentos se sabe que existen cuatro datos que son de mucha importancia sobre él. Se dice que este grandioso Santo de la lotería murió en Roma, cuando apenas era un niño, esto se debe a que él siendo un niño de apenas catorce años de edad, decidió renunciar a la fe cristiana, y para aquel entonces esto era un pecado, el cual no era perdonado, y fue merecedor de la muerte a tan temprana edad.

Según la historia, se dice que nació en Roma en Frigia. Fue hijo de Cleonio, siendo este un hombre muy noble, y había muerto cuando San Pancracio tenía siete años de edad, por ese motivo este Santo fue criado por Dionisio su tío, este se dedicó a la educación de su sobrino, al pasar el tiempo deciden viajar a Roma, y convierten a esta ciudad, como su nuevo lugar para vivir, y es ahí cuando se convierten totalmente creyentes del cristianismo. Tiempos más tarde San Pancracio decide renunciar a su creencia, y por tal hecho fue denunciado ante el Emperador.

Cuando Pancracio fue interrogado debido a su renuncia hacia el cristianismo, no genero ningún arrepentimiento, entonces fue encarcelado y a los días se le condenó a la muerte. El Emperador quien había sido amigo de su padre, se segó por la rabia de que Pancracio renunciara al cristianismo y fue él, quien ordenó que lo decapitaran cuando apenas este era un niño. Sus restos permanecen en Roma. El Papa Símaco ordenó en el siglo VI, que se levantará la basílica de San Pancracio.

Años más tarde San Pancracio pasó a ser parte de los llamados” Santos de los Sanadores” y esta creencia se pasó de generación en generación, hoy en día se conoce como el Santo de los jóvenes, de la salud, de los trabajadores, de la lotería y de otras formas más. Es por eso que existen oraciones a San Pancracio para distintas peticiones, las cuales te mencionaremos a continuación.

Oración a San Pancracio

Glorioso mártir de Jesucristo, amable protector mío, San Pancracio, ya que el Señor escucha tan favorablemente tus ruegos, ayudando espiritual y temporalmente a los que piden sus gracias por tú intercesión, atiende la petición que, con humilde confianza en la bondad de Dios y apoyado en tú poderoso valimiento, elevo al cielo en mi presente necesidad, (en esta parte se pide la petición que se quiere conseguir del Santo)”.

“Para alcanzar tu continua protección sobre mí y sobre mi familia, te ofrezco ser fiel en el cumplimiento de la ley de Dios y en los deberes de mi estado, y procuraré agradarte con la frecuente recepción de los santos Sacramentos. Sirviendo a Dios y ayudado por ti, espero gozar de tú compañía en el cielo. Amén”. Esta es una de las oraciones que se le hace a San Pancracio, pero existen muchas más súplicas, la cuales se hacen para distintas peticiones.

Oración

Oh glorioso San Pancracio que en la hermosa juventud, que tan rica y halagadora se presenta para vos con las promesas del mundo, sin embargo renunciasteis magnánimamente a todo para abrazar la Fe y servir a nuestro Señor Jesucristo con gran ardor de caridad y con profunda humildad, y por Él ofrecisteis alegremente vuestra vida con un sublime martirio, escuchad, os suplico, mi plegaria ahora que sois tan poderoso delante de Dios”.

“Obtenemos una viva fe que nos sirva de luz mientras peregrinamos en este mundo, un ardiente amor a Dios sobre todas las cosas y al prójimo como a nosotros mismos. Alcanzadnos también espíritu de desprendimiento de los bienes de la tierra y desprecio de las vanidades del mundo, y humildad para practicar ejemplarmente la vida cristiana. Os rogamos igualmente de un modo especial por los jóvenes. Acordaos que sois patrono de la juventud; llevad, por lo tanto, al Señor a todos los jóvenes, convertidos en puros y fervorosamente piadosos por vuestra intercesión. Obtenednos a todos la felicidad del Santo Paraíso. Así sea, (en esta parte se hace un Padrenuestro y un Ave María, y luego se termina con un Amén)“.

Oración a San Pancracio para que le vaya bien con el  dinero y el trabajo

Oh San Pancracio, joven bondadoso, ante tí vengo a que escuche mi voz y mis ruegos, estoy desesperada me quedé sin trabajo y no sé qué hacer, tengo muchas deudas y no tengo dinero para responder, los acreedores me presionan, me visitan cada rato, no sé qué hacer. San Pancracio, todas mis esperanzas están cifradas en usted, soy fiel y devota, venga a mi cuidado se lo suplico, debo mucho dinero y me urge pagar, consigamos la salida para conseguir los bienes que necesitamos”

“Interceda ante Dios para que se me dé un trabajo digno para poder ayudar a mi familia. San Pancracio escuche mis plegarias y súplicas, Dame salud, trabajo y dinero, para poder solucionar mis problemas más urgentes. Niño milagroso, que con amor nos recibes, escuche mi voz que te dice, no me desampares en tan crítica situación, usted sabe las penurias que estos pasando, me encuentro ya muy desesperado, y no encuentro soluciones más milagrosas que usted gran San Pancracio. Amén”.

Esta es una oración a San Pancracio para el dinero, que la hacen los diferentes creyentes cuando se encuentra desempleados y con dificultades económicas, es por tal motivo que acuden a San Pancracio para que sea él un intermediario entre Dios para que este sea capaz de brindarle la ayuda que sus fieles necesitan. Esta bella oración tienes que realizarla con mucha fe y esperanza para que se cumpla tú deseo.

Oración  San Pancracio por un buen trabajo

“Glorioso San Pancracio que fuiste martirizado por declararte creyente y fidedigno partidario de Nuestro Señor Jesucristo, que en tu corazón sentiste alegría cuando hasta el último momento de tu vida pudiste ser leal al amor que tenías por el Señor, ¡oh santo bienaventurado!, haz que podamos imitarte, y a pesar de las contrariedades, permanezcamos siempre fieles a nuestra fe. Bendito santo de los afligidos en la pobreza y en la falta de trabajo, confiando en tú eficaz intercesión a ti acudimos para que presentes al Señor nuestras humildes súplicas, (en esta parte se pide la petición de trabajo)”.

“Te rogamos, con el alma afligida, lleves ante Él nuestras presentes necesidades para que sean atendidas urgentemente, también solicitamos tú santa protección, porque sabemos que Dios se complace en atender, solicito las peticiones de vuestros devotos si han de ser de bien para nuestras almas y mayor gloria suya. Candoroso San Pancracio, socórrenos con tú infinita caridad y alcánzanos la dicha de amar cada día más a nuestro Creador y Redentor Jesucristo, a quien, por tú mediación, ¡oh santo protector nuestro!, esperamos ver y adorar siempre en la gozosa Patria Celestial. Amén”.

Es recomendable hacer esta oración para conseguir y conservar un buen trabajo al menos tres veces a la semana.

Si crees que el contenido de este artículo fue de tú agrado, y quieres continuar leyendo más oraciones y diferentes artículos de religión, te invito a que ingreses en los siguientes enlaces que te estaré dejando a continuación:

Poderosa Oración al Divino Niño en el Catolicismo

La Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús

Edicto de Milán: Historia Completa e Importancia

(Visited 195 times, 1 visits today)

Deja un comentario