La Oración Efectiva a la Virgen María la Milagrosa

El siguiente artículo tiene la finalidad de presentar y darle a conocer todo lo referente a la Oración Virgen Milagrosa, o también conocida como la Virgen de la Medalla Milagrosa, la cual puede lograr que cumpla los favores que se le imploren sobre todo los grandes e imposibles.

oración virgen milagrosa

Oración a la Milagrosa

Esta Oración de la Virgen María, es muy reconocida por atribuirle a lo largo de los años miles de milagros, por lo que si ahora estas en un momento difícil, la cual requiere de un milagro, esta es la oración para ti.

“Virgen Milagrosa, tú que tienes el poder de interceder ante mí atiende mi petición

Necesito de tu ayuda divina para que intercedas por mí ante Nuestro Señor Todopoderoso

La aflicción y el problema que me trae ante ti necesitan de una urgente solución y recurro a tu bondad para que escuches mi petición

(Ahora realizamos la petición y la gracia por la que queremos que la Virgen Milagrosa interceda por nosotros)

Sé que no soy digno de tu ayuda al ser un gran pecador pero a pelo a la misericordia de nuestro Padre y Señor

Tú qué tantos milagros has hecho, qué tantas causas imposibles has resuelto por tu poder divino

Oh Virgen Santa, ten a bien escucharme y socorrerme.

Todo ello te lo pido en nombre de Jesucristo nuestro Señor y que a buen seguro a ti su madre no le niega nada”.

(Esta oración se puede acompañar de tres Padrenuestros y tres Avemarías, terminar con un Gloria).

Oración a la Milagrosa Virgen para casos urgentes

La Virgen Milagrosa o la Inmaculada Concepción de la Virgen María, según la tradición apareció en una noche de julio en el año 1830, en París, ante los ojos de la hermana Catalina, que aún era una novicia, la cual se encontraba durmiendo esa noche, pero afirma que fue despertada de su sueño por un niño, posiblemente un “ángel”, el cual  le pide que lo acompañe justo a la capilla a orar. Cuando llega a la capilla queda totalmente impactada al encontrarse con la preciosa imagen de la Santísima Virgen María, la cual le comunica a ella que le tiene encomendada una misión, que se la revelaría tan solo unos meses después.

Específicamente el 27 de noviembre de ese mismo año, la joven novicia volvió a tener una visión de la Virgen María, se encontraba parada sobre una especie de globo blanco, mientras que a su vez aplastaba a una serpiente, con sus delicadas manos llevaba consigo unas esferas de oro con su imagen en ella, estaba vestida con una túnica blanca y un velo de ese mismo color, que recubría su cabeza hasta los pies y en sus dedos tenía unos anillos con unas piedras preciosas de las cuales emanaban unos rayos luminosos. En ese momento la Virgen ve a Catalina y le dice:

“este globo que ves (a los pies) representa al mundo entero, especialmente Francia y a cada alma en particular. Estos rayos simbolizan las gracias que yo derramo sobre los que las piden. Las perlas que no emiten rayos son las gracias de las almas que no piden”.

Posteriormente a eso, la hermana Catalina tuvo otra visión, donde esta vez apareció una forma ovalada en torno a la Virgen, sus brazos se comenzaron a extender hasta quedar totalmente abiertos, mientras estos emanaban unos los rayos de luz que continuaban cayendo sobre el globo blanco ante sus pies, y a su alrededor habían exactamente 12 estrellas que representaban a los apóstoles, pero lo más sorprendente es que en aquella imagen, en este caso estaba rodeada por una descripción, que decía lo siguiente:

“Oh María, sin pecado concebida, ruega por nosotros que  recurrimos a ti”.

oración virgen milagrosa

La aparición de la Virgen se dio media vuelta y así revelo que en el reverso de las medallas de oro también estaban presentes las 12 estrellas las cuales rodeaban una “M” la cual tenía una especie de cruz con ella, que la atravesaba. Debajo de esta estaban el corazón de Jesús, rodeado de una corona de espinas, y el corazón de la Virgen María, traspasado por una espada, estos simbolizaban el amor de ellos por la humanidad.

El encargo que tenia Catalina era que hiciera acuñar esta medalla tal cual vio en sus visiones manifestadas, ya que así, todo aquel que la lleve recibirían gracias y favores, esto último se lo mencionó la misma Virgen María en su última visión. Catalina acato su instrucciones, y las medallas comenzaron a acuñarse y a distribuirse en todo París, en un principio estas tenían por nombre “de la Inmaculada Concepción”, pero como al poco tiempo de ser distribuidas de inmediato las bendiciones comenzaron, tales como la salud, paz y prosperidad, decidieron de llamarla “La Medalla Milagrosa”.

La Medalla Milagrosa es un instrumento el cual es recomendable utilizar en las plegarias para acercar mucho más nuestra Oración a la Virgen Milagrosa. A continuación te mostrare algunas que podrás utilizar para estos casos.

  • Oración de Consagración a la Milagrosa

El acto de consagración se trata de nuestra propia salvación para que cuando nos llegue la hora de partir, tengamos un puesto asegurado en el cielo, junto a nuestro Dios Jesús y de nuestra santísima Virgen María, además se asegura que después de realizarla sentiremos una gran santificación y felicidad en nuestros corazones. Dicha oración que acompaña a este acto es la siguiente:

Postrado ante vuestro acatamiento, ¡Oh Virgen de la Medalla Milagrosa!, y después de saludaros en el augusto misterio de vuestra concepción sin mancha, os elijo, desde ahora para siempre, por mi Madre, Abogada, Reina y Señora de todas mis acciones y Protectora ante la majestad de Dios. Yo os prometo, virgen purísima, no olvidaros jamás, ni vuestro culto ni los intereses de vuestra gloria, a la vez que os prometo también promover en los que me rodean vuestro amor. Recibidme, Madre tierna, desde este momento y sed para mí el refugio en esta vida y el sostén a la hora de la muerte. Amén.

  • Oración para Obtener la Curación de un Enfermo

La Oración de Curación de un enfermo, se trata de aquella plegaria, la cual se le hace a nuestra santísima Virgen, cuando tengamos presente un problema de salud, ya sea un familiar, amigo, conocido, compañero u hasta nosotros mismos, la cual dice así:

¡Oh María, sin pecado concebida, cuya inmensa bondad y tierna misericordia no excluye el alivio de este amargo fruto de la culpa que se llama enfermedad de la cual es con frecuencia víctima nuestro miserable cuerpo! ¡Oh Madre piadosa, a quien la Iglesia llama confiada ¡Salud de los enfermos! Aquí me tenéis implorando vuestro favor. Lo que tantos afligidos obtenían por la palabra de vuestro Hijo Jesús, obténgalo este querido enfermo, que os recomiendo, mediante la aplicación de vuestra Medalla. Que su eficacia, tantas veces probada y reconocida en todo el mundo, se manifieste una vez más: para que cuantos seamos testigos de este nuevo favor vuestro, podamos exclamar agradecidos: La Medalla Milagrosa le ha curado.

  • Oración para Obtener la Conversión de un Pecado

Tal como su nombre lo indica, esta Oración es para que nosotros quedemos libre de todo pecado, y así poder ser plenamente hijos de Nuestro Señor Jesús y Nuestra Señora María, la cual se la presentaremos a continuación:

¡Oh Virgen Inmaculada, verdadera escala por donde pueden los pecadores llegar al reino de Dios! Mostraos tal en la conversión de este infeliz que eficazmente encomendamos a vuestro patrocinio; iluminad su inteligencia con los rayos de luz divina que proyecta vuestra Medalla, para que conozca la vida peligrosa que arrastra, la inmensa desventura en que vive alejado de Dios y el terrible castigo que le espera; y, sobre todo, dejad sentir vuestra influencia sobre su corazón para que llore la ingratitud con que mira a Dios, su Padre amoroso, y a Vos, su tierna y cariñosa Madre. Tendedle vuestra mano ¡oh Virgen Purísima! arrancadle del cautiverio del pecado, sacadle de las tinieblas en que yace y conducidle al reino de la luz, de la paz y de la divina gracia.

oración virgen milagrosa

Si este artículo de la Oración Virgen Milagrosa te ha gustado, descubre más aquí:

(Visited 682 times, 1 visits today)

Deja un comentario